MEIN KAMPF ILUSTRADO

Clément Moreau

Este volumen reúne por primera vez la serie completa de Clément Moreau, aportando además una nueva traducción al castellano de los fragmentos originales de Hitler. Creemos que es hora de plantar cara a los fantasmas, retomando el impulso creativo y combativo de este artista gráfico frente a un texto tan polémico y evitado como Mein Kampf: “Aprended a leer lo que escriben vuestros salvadores”.

¿Debemos o podemos aspirar a silenciar Mein Kampf? La historia de este libelo tristemente célebre entró en 2016 en una nueva fase, tras expirar los derechos de autor y publicarse en Alemania una nueva edición comentada con un amplio aparato crítico que contextualiza y desmenuza el texto. Sin embargo, lo cierto es que esta voluntad de análisis, reflexión y desvelamiento de la retórica nazi estaba ya presente en la versión ilustrada de Mein Kampf que aquí presentamos. Una pequeña joya del antifascismo gráfico realizada desde el exilio argentino por el artista alemán Clément Moreau, el cual tuvo que escapar del país precisamente a raíz del ascenso de Adolf Hitler al poder. En esta obra, publicada originalmente en 1940 en sendos diarios porteños [Argentinisches Tageblatt y Argentina Libre], Moreau disecciona al personaje a partir de citas extraídas del propio libro, buscando “desenmascarar la naturaleza brutal, sangrienta e irracional de Hitler a través de su propia elocuencia exasperada y egocéntrica, analizarla a partir de sus propias palabras: ex ore tuo te judico”.

En las más de sesenta viñetas que componen esta versión ilustrada de Mein Kampf asistimos a la evolución grotesca del personaje de Hitler, desde su niñez hasta sus más dramáticas consecuencias. Una llamada de atención ante los peligros universales de los regímenes opresores.

j

Edición de Ander Gondra Aguirre

l

Introducción de Jesús Casquete

i

Traducción de Ibon Zubiaur

17.50 (Envíos nacionales gratuitos)

Temáticas

Colección: WUNDERKAMMER

Tamaño: 14'8 x 21 cm
ISBN: 978-84-948396-0-3
Páginas: 182 en B/N
Encuadernación: tapa dura

Clement Moreau

CARL MEFFERT –nombre de nacimiento de Clement Moreau– nació en 1903 en la ciudad alemana de Coblenza. Criado en el seno de una familia desestructurada, pasó varios años de su infancia en distintas instituciones asistenciales para menores, sufriendo desde su juventud todo tipo de dificultades, como la condena a prisión por delitos políticos. Hacia 1927 dio comienzo su formación artística como aprendiz de Käthe Kollwitz y, a lo largo de diversas estancias en París o Berlín, frecuentó a figuras de la talla de Georg Grosz, John Heartfield, Emil Orlik o Frans Masereel. El ascenso de Adolf Hitler al poder le obligó a vivir en la clandestinidad. Huyó inicialmente a Suiza, donde adoptó su nuevo nombre conservando únicamente sus iniciales–, y ya en 1935 partió hacia el exilio en Argentina, estableciéndose allí junto a su mujer durante veintiséis años. La mayor parte de su obra gráfica se desarrolló por tanto en el exilio, donde Moreau tuvo además que lidiar con las dificultades sociopolíticas del país, dando como resultado una de las trayectorias más sugerentes y comprometidas de su tiempo. En la última etapa de su vida regresaría a Europa, falleciendo finalmente en Suiza en 1988.

Reseñas

Saliendo de esa confrontación entre las propias palabras de Hitler y los dibujos de Clément Moreau un dialogo que deja a las claras lo peligroso de sus ideas y un ejemplar libro antifascista en estos tiempos de Postverdad”.

Reseña de Javier Torrezno en la web especializada La Comicteca

Gráficamente el trabajo de Clément Moreau es excelente. Sus ilustraciones consiguen removernos constantemente. Desde la sátira más cruel hasta la denuncia total, Moreau se enfrenta con toda la fuerza de la imagen a un monstruo como Hitler en su momento de máximo poder”.

Reseña en el blog especializado Historia y Comic

Un texto convulso para reflejar una realidad convulsa. Por eso, y porque nunca acabamos de escarmentar, resulta tan necesaria la edición de este Mein Kampf ilustrado, además de por el trabajo de arqueología y cultura visual que significa la recuperación de la obra de Moreau”.

El dibujante evita la parodia fácil y de trazo grueso para hacernos partícipes de la grotesca evolución del personaje, cuya autobiografía él mismo se encargó de alterar para ensalzar su figura y sus proezas, desde su niñez hasta sus más dramáticas consecuencias”.

Reseña de Koldo Gutiérrez en la revista Cactus

Este Mein Kampf deconstruido hace la misma labor que el niño en el famoso cuento de Andersen sobre el emperador. Es implacable y rotundo en su sencillez. Pero también, por eso mismo, acaba desembocando en una expresión de humor negro: que un texto así haya podido ser y significar lo que sabemos que fue y supuso, nos fuerza a reír: para no llorar”.

Reseña de Rafael Núñez Florencio en Revista de Libros

“La cruzada del ilustrador siempre fue antihitleriana, y la revisión del Mein Kampf es su legado”.

Reseña de Eudald Espluga en PlayGround

más imágenes del libro